Las nuevas cargas asistenciales a los profesionales de Enfermería en la lucha contra el coronavirus, junto a las deficiencias estructurales habituales, dificultará la atención sanitaria a los ciudadanos.

24-07-2020

El Colegio de Enfermería ha enviado una carta a la Viceconsejera de salud exponiendo sus dudas sobre las 1426 enfermeras que trabajan como rastreadoras en la provincia

El Colegio de Enfermería de Málaga ha enviado una carta a la Viceconsejera de salud de Andalucía, Dña. Catalina García, expresando sus dudas sobre las 1.426 enfermeras que rastrean los nuevos focos surgidos en la provincia, con el fin de paralizar el contagio.

En la misiva la entidad colegial se ha hecho eco de la noticia que publicaba Diario Sur la pasada semana, en la que remarcaba el número de enfermeras que trabajan como rastreadoras de las que no se llega a conocer si son de nueva contratación o por el contrario se trata de una nueva tarea asignada al personal de Enfermería de atención primaria. “En caso de tratarse de la segunda opción, esto supondría una sobrecarga añadida a los profesionales de atención primaria. Si tenemos en cuenta, la falta de contrataciones para cubrir los permisos por vacaciones, plantillas incompletas, reducción del periodo de atención con el cierre de centros de salud por las tardes crean un ambiente que en poco o nada, contribuye a que los profesionales de Enfermería presten su atención en las debidas condiciones a la población a la que atiende” se puede leer en el texto firmado por la Junta de Gobierno del Colegio.

Año tras año nos encontramos con la misma situación en la temporada estival. Déficit de enfermeras tanto en hospitales como en centros de salud. Vacaciones, bajas, permisos sin sueldo, etc. Que no llegan a cubrirse durante los meses de verano, lo que supone un agravante en el ratio enfermera/ paciente, ya bastante mermado en España y más en concreto en la provincia de Málaga, a la cola de Europa solo por delante de Granada, con 346 enfermeras por cada 100.000 habitantes.

Este año supone una preocupación mayor si cabe debido a la situación de pandemia en la que nos encontramos y el papel fundamental que ejercen las enfermeras a la hora de brindar atención y cuidados directos a pacientes hospitalizados/UCI y en la detección temprana de posibles positivos gracias a su relación directa con el paciente.

El pasado mes de mayo, la Junta de Andalucía anunciaba la contratación de 20.000 sanitarios para el Plan de Vacaciones siendo más de 6.800, puestos de enfermería. Pese a que estas contrataciones supondrían un aumento del 10% respecto a las del año pasado, “no serían suficientes para equipararnos al ratio que garantice la seguridad del paciente en los centros sanitarios o en cualquier otro ámbito”. Del mismo modo, D. Jesús Aguirre, Consejero de Salud expuso en la reunión celebrada con los miembros del Consejo Andaluz de Enfermería, que las cifras presupuestarias para proceder a la contratación de personal para cubrir los permisos por vacaciones en ningún caso supondrían el 100% de las necesidades reales. De hecho, se procedería al cierre de centros de atención primaria en horario de tarde, como se viene haciendo años anteriores.

“Es por esto que sorprende la supuesta contratación provisional de las cerca de 1.500 enfermeras rastreadoras, y surge la duda de si realmente no estará suponiendo la sobrecarga de trabajo a una plantilla ya mermada en el ratio enfermera/paciente” expresan desde el Colegio.

La ampliación de la plantilla de personal de atención primaria, no solo es una reivindicación expuesta desde el máximo representante de las enfermeras de la provincia, sino que son numerosas las asociaciones científicas, organismos y estudios que avalan la estrecha relación entre el déficit de enfermeras y el incremento de la mortalidad y morbi-mortalidad de los pacientes, “por esto es necesario revisar la situación de España y en especial de provincias como Málaga y Granada que están a la cola de Europa, y durante la pandemia han sido las provincias andaluzas con más casos activos” valoran desde el Colegio de Enfermería. “Es muy importante resaltar que pese a que hayamos pasado los meses más duros, seguimos conviviendo con el virus, y que la situación actual puede revertirse y llevarnos de nuevo a los peores momentos. No es tiempo de recortar en personal sanitario ni de sobrecargar de trabajo a las enfermeras, al contrario, es tiempo de reforzar las plantillas y alcanzar el mínimo que garantice la seguridad del paciente”

Facebook Twitter Gmail Mas
Política de cookies
Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.